Demagogia tecnológica

El avance tecnológico siempre va a ser propuesto y patrocinado por los que pueden hacerlo; ahora bien, dentro de la sociedad de consumo vemos que para que la “masificación” sea rentable, es necesario promover el derecho a la “libertad de compra” para lograr tal fin.

Se le dice a la mayoría que reduce la brecha de su pobreza solo con comprar un objeto tecnológico o por el uso de un servicio, como una línea celular o el uso del Internet. Pura demagogia, cito a Aristóteles.

“Lo que distingue esencialmente la democracia de la oligarquía, es la pobreza y la riqueza; y donde quiera que el poder esté en manos de los ricos, sean mayoría o minoría, es una oligarquía; y donde quiera que esté en las de los pobres, es una demagogia. Pero no es menos cierto, repito, que generalmente los ricos están en minoría y los pobres en mayoría; la riqueza pertenece a pocos, pero la libertad a todos. Estas son las causas de las disensiones políticas entre ricos y pobres.” Artistóteles.

Es cierto que existe una democratización del uso de la tecnología en nuestro país, es un negocio lucrativo, rentable; pero no lo es la educación, la salud y la provisión de energía de forma masiva.

No ignoramos que la provisión de éstos servicios para la oligarquía es rentable. Tenemos democracia en porciones o en modelos de negocio lucrativos. Pero hay existe oligarquía cuando el Estado no gobierna para la mayoría (como el caso que no puede proveer los servicios básicos para los más pobres).

¿Dónde nace la demagogia tecnológica?

Cuando vemos el discurso que estamos apoderando de tecnología a los pobres; cuando les damos un pc que nunca podrán encender con 18 horas de apagones, que no van a entender el inglés o los términos de un manual porque no van a una escuela, o simplemente no hay alimentos sufientemente económicos para comer y dar combustible a las neuronas.

Esta clase de demagogia, quiere confundir los términos de tecnología y desarrollo en uno mismo, significando una misma cosa, siendo erróneo, para que exista desarrollo:

“…se hace necesario un Estado capaz de asegurar las condiciones que permitan al paí­s avanzar hacia el desarrollo humano, es decir un Estado que otorgue más y mejores oportunidades a sus ciudadanos y ciudadanas, igualmente distribuidas, y respetando plenamente las elecciones que éstos y éstas hagan.” Adriana Velasco, PNUD

Si el pueblo demanda, agua, electricidad, educación básica en vez de computadores (como tecnólogo hablo), no es posible que la necesidad de imponer una Demagogia Tecnológica, ¿es más grande que la voluntad popular que es sinónimo de nuestra democracia?

Gracias a Dios, parte de nuestra sociedad no duerme…

Deja un comentario