Ya muchos prefieren que muera el águila a que continúe sufriendo…