Phablets grandes teléfonos inteligentes cuyas ventas crecen

El phablet es una clase de los teléfonos inteligentes diseñado para combinar o fusionar el formato de tamaño de teléfonos inteligentes y tabletas. La palabra phablet es una contracción de los vocablos anglosajones phone (teléfono) y tablet (tableta).

Recuerda que no son un tipo de teléfono que se pueda llevar en el bolsillo de unos jeans ni que se puede manejar con una mano.

En algunos casos hasta se les considera como una tableta pequeña. Como los teléfonos inteligentes y tabletas son más asequibles y están más omnipresentes que nunca, los phablets se han convertido en un excelente regalo, según informa Flurry Analytics.

La importante rma recopila la cantidad de activaciones de las distintas marcas de dispositivos móviles durante la temporada navideña de 2016, y revela interesantes hallazgos.

Uno de ellos es que el 44% de las activaciones durante la temporada en Estados Unidos fue hecho por Apple, mientras que Samsung decreció su participación y se situó en un 21%. Huawei continúa adelantando su camino en el mercado norteamericano al lograr un 3% de participación en la temporada navideña; LG, Amazon, Oppo, Xiaomi y Motorola se sitúan en un 2%.

Observando los resultados podemos apreciar que Apple fue el gran ganador en la temporada que cierra el año. Hasta se puede decir que por cada dispositivo Samsung vendido, Apple despachó el doble en Navidad, con los phablets como la fórmula del éxito.

Dentro del ecosistema móvil en Estados Unidos, Apple se sitúa en el segundo lugar como sistema operativo con una participación de mercado de un 45%.

Los phablets son el único formato móvil que crece en ventas. Una vez más los smartphones de pantalla grande gozaron de gran popularidad bajo el árbol de Navidad. Estos representaron el 37% de las activaciones de nuevos dispositivos en la temporada, para un 27% de crecimiento en comparación con el año pasado y 64% en comparación con 2014.

Teléfonos inteligentes convenientes para el ecosistema móvil

Una mayor adopción de los dispositivos podría ser una bendición para los desarrolladores y las marcas, ya que las pantallas más grandes también ayudan a fomentar el uso de aplicaciones más visuales.

Las pantallas más grandes de phablets como el iPhone 7 Plus y el Samsung Galaxy S7 tienden a representar una mejor experiencia de aplicación, a través de menús de navegación, visualización de videos y juegos más agradables.

Según la rma Localytics, los propietarios de Phablets ejecutan un 21% más aplicaciones que los dueños de teléfonos inteligentes de pantallas de cuatro pulgadas. También tienen un promedio de uso de 3,5% más veces que los usuarios de dispositivos de cuatro pulgadas.

¿Un fenómeno para todos?

En 2013 el blog Engadget identificó la caída de los precios de las pantallas, el aumento de la eficiencia en el consumo de energía de las pantallas y la vida útil de las baterías como factores críticos en la popularidad del phablet.

Los phablets también satisfacen una necesidad del consumidor: un dispositivo “todo en uno” que actúa como teléfono inteligente y tableta, sobre todo en mercados emergentes como Asia, donde los compradores no pueden permitirse dos dispositivos (móvil y tableta), también han sido populares con un grupo demográ co más adulto –sus grandes pantallas proporcionan un beneficio para aquellos con deterioro de la vista–.

Phablets

Pese a la tendencia, el Pew Research Center reporta que aunque más de la mitad de la población estadounidense ahora tiene un smartphone, entre los adultos mayores los niveles de adopción se identifican en solo el 18%.

De hecho, la proporción de adultos mayores que posee una tableta o un lector de libros electrónicos es en realidad más grande que la proporción que poseen los teléfonos inteligentes. Para ser exactos, 27% de las personas de la tercera edad posee una tableta, un lector de libros electrónicos, o ambos, mientras que el 18% posee un smartphone, reza el reporte “Older Adults and Technology Use”, del Pew Research Center.

Mientras la tendencia de consumo en los adultos jóvenes es la adopción del phablet, en contraste es evidente que en los de la llamada tercera edad buscan la simplificación, un efecto inverso de la convergencia tecnológica. Les comentaré dentro de unos años.


Publicado en la Revista Bohío #196, febrero-marzo 2017. Incluye algunas correcciones del autor.

Mantente en contacto
Recibe una notificación cuando haya contenido nuevo.
Respetamos tu privacidad.

Deja un comentario